Akamai Security Without Compromising Usability

Protección sin afectar el uso

Al tratar con mucha información, aplicaciones e interacciones empresariales a la nube, las empresas reducen los costes y la duración de los ciclos, aumentan el rendimiento y la colaboración, y ofrecen experiencias de cliente más atractivas. Esto también conlleva más riesgos de seguridad, ya que los ataques aumentan en tamaño y sofisticación. Las empresas necesitan seguridad en la nube para proteger sus activos digitales, mantener una presencia digital ininterrumpida y cumplir con el compromiso con los clientes de proteger su información. Necesitan una seguridad que evoluciona más rápido que sus atacantes.

El panorama se presenta amenazador

  • El 98 % de las empresas se vio afectado por ataques dirigidos a aplicaciones web en el último año 
  • El 85 % de las empresas ha sufrido ataques de phishing 
  • Casi el 50 % de la navegación web la componen bots, de los cuales muchos son perjudiciales 
  • Cada día se registran 390 000 amenazas de malware nuevas 
  • El abuso y robo de credenciales va en aumento
  • Los ataques DDoS son cada vez más sofisticados e innovadores

Los costes causados por fallos de seguridad están aumentando. Se prevé que las filtraciones de datos por sí solas causarán un coste en el sector de 2,1 $ billones en 2019.

Protección contra ataques DDoS

La mayoría de los ataques distribuidos de denegación de servicio (DDoS) necesita pocos conocimientos o costes para iniciarlos, además de que atacan a las empresas sin previo aviso o motivo. Los ataques DDoS pueden provocar tiempos de inactividad y pérdida de ingresos, robo y reparación de datos, y daño extenso a la reputación.

Si bien los ataques con un tamaño medio de 5 Gbps pueden saturar una red, cada vez son más frecuentes los ataques de más de 300 Gbps.

También hay ataques repetidos, con una media de 35 ataques a las organizaciones durante el primer trimestre de 2017, en el que una empresa recibió más de 350 ataques. Las empresas necesitan la capacidad de percibir los ataques y aumentar la protección antes de que alcancen una cantidad crítica.

Gestión de bots

Los bots realizan gran parte del trabajo diario de Internet, en el que se incluye recorrer la Web a una velocidad extremadamente rápida para obtener información útil. Desempeñan cada vez un papel más importante para las aplicaciones web. Aun así, solo se declara el 28 % del tráfico total de bots; gran parte del resto lo componen las actividades o el tráfico de bots que extraen información web. La gestión de bots comienza con la idea que no todos los bots son iguales. Hay algunos que tienen que ser bloqueados rotundamente, a otros hay que supervisarlos y hay otros a los que se les puede dar un trato favorable. Incluso los bots que se consideran buenos pueden sobrecargar la infraestructura y degradar el rendimiento. Las empresas deben disponer de la capacidad para gestionarlos, no solo mitigarlos, sin que ello afecte al tráfico de clientes legítimos.

Las tres claves de la seguridad en la nube

  • Alto rendimiento, incluida la capacidad y la escalabilidad para contrarrestar ataques de DDoS. 
  • Arquitectura distribuida para detectar los ataques en una fase temprana y mitigarlos rápidamente al estar "donde viven los ataques". 
  • Inteligencia colectiva mediante el análisis de big data del tráfico de red para reconocer, mitigar e incluso anticipar los ataques y el malware.

Para aprovechar el potencial de mercado que ofrece la nube, los directores de sistemas de información y otros líderes empresariales tienen que navegar en un entorno de amenazas a la seguridad en constante cambio.

Esto necesita una protección integrada, ampliable, alerta e inteligente para proteger la infraestructura, las aplicaciones, los datos y las relaciones empresariales.

Akamai ofrece un rendimiento a escala con la solución de distribución en la nube más grande y fiable del mundo. Sus recursos se escalan de forma que sus clientes no tengan que hacerlo. Akamai tiene una visibilidad sin igual de las propiedades más atacadas en la web y obtiene inteligencia ante amenazas continuamente a partir de inspecciones avanzadas tanto del tráfico bueno como del malo. Su perímetro de seguridad comienza en el perímetro de la nube e incorpora constantemente lo último en inteligencia colectiva a sus productos y servicios. Se simplifica la gestión de seguridad y se reduce el riesgo empresarial gracias a que el sistema de protección se mantiene al día de las últimas amenazas.

Las empresas más importantes confían en las soluciones de seguridad en la nube de Akamai

  • Las 4 principales redes de difusión de EE. UU. 
  • 4 de las aerolíneas más importantes
  • 16 de las empresas más importantes de comercio electrónico
  • 100 de los principales bancos del mundo 
  • 4 de las redes de difusión más visitadas de Reino Unido 
  • 7 de las redes más visitadas de Francia
  • 6 de las redes más visitadas de Alemania
  • Las empresas de satélite y cable más importantes de EE. UU.