Akamai dots background

Mitigación de DDoS

Los ataques distribuidos de denegación de servicio (DDoS) siguen siendo una amenaza para los sitios web, las redes y los servidores, por lo que la mitigación de DDoS se encuentra entre los primeros puestos de la lista de prioridades de los equipos de seguridad empresariales. Los ataques DDoS son cometidos por piratas informáticos que controlan de forma remota "bots" informáticos (sistemas que han sido invadidos por malware). Mediante la orden a estos cientos de miles de ordenadores infectados de que envíen solicitudes a un solo objetivo, un ataque DDoS inunda un sitio web o una aplicación con una enorme cantidad de tráfico, lo que provoca que los servidores objetivo respondan muy lentamente o se bloqueen.

Aunque los ataques DDoS son una de las amenazas cibernéticas más antiguas, actualmente la mitigación de DDoS resulta más difícil que nunca. Los autores de DDoS han cambiado su atención de los niveles de transporte y red al nivel de aplicación, donde la protección contra ataques DDoS resulta más difícil. Los métodos de ataque han crecido también en sofisticación. Además, el volumen de solicitudes enviadas a un objetivo se ha multiplicado exponencialmente en los ataques DDoS recientes, por lo que la mayoría de programas de seguridad de TI empresariales no ofrecen escalabilidad para lograr una mitigación de DDoS adecuada. Los ataques DDoS también se utilizan para enmascarar otras formas de filtraciones de datos. Por estas razones, muchas empresas líderes han empezado a utilizar las soluciones de mitigación de DDoS de Akamai.

Mitigación de DDoS con Akamai

Akamai proporciona soluciones de mitigación de DDoS para algunas de las marcas más grandes del mundo, empresas que comprenden que cualquier degradación o denegación de servicio puede provocar daños prolongados en los ingresos, la reputación y la fidelidad de los clientes.

Kona Site Defender de Akamai es una solución de mitigación de DDoS de varios niveles que ofrece una protección web y de aplicaciones incomparable a través de una plataforma inteligente con más de 137 000 servidores distribuidos por más de 87 países. Sin sacrificar el rendimiento web ni la disponibilidad, Kona Site Defender amplía la seguridad más allá del centro de datos y puede detectar, identificar y mitigar ataques DDoS antes de que lleguen al origen.

Esta potente solución de mitigación de DDoS de Akamai bloquea el tráfico DDoS en el nivel de red y absorbe el tráfico DDoS en el nivel de aplicación en los límites de la red. La funcionalidad de mitigación se implementa de forma nativa dentro de la ruta para repeler los ataques en la nube antes de que lleguen al origen del cliente. El firewall de aplicaciones web (WAF) de alta escalabilidad ofrece protección adicional contra ataques en el nivel de aplicación en el tráfico HTTP y HTTPS.

Ventajas de Kona Site Defender para la mitigación de DDoS

Con Akamai Kona Site Defender, las empresas pueden:

  • Reducir el tiempo de inactividad y minimizar el riesgo con una solución de mitigación de DDoS capaz de bloquear y absorber los ataques DDoS de mayor tamaño.
  • Mantener el rendimiento de las aplicaciones y del sitio web durante los ataques gracias a la arquitectura distribuida globalmente de Akamai.
  • Minimizar los costes asociados con la seguridad web.
  • Protegerse contra amenazas nuevas y cambiantes confiando en las reglas de Kona, actualizadas regularmente por el equipo de inteligencia de amenazas de Akamai.
  • Reducir el riesgo de robo de datos con el firewall de aplicaciones web de Akamai.