Akamai adquirirá Guardicore para ampliar sus soluciones Zero Trust y ayudar a detener el ransomware. Más información

Blog

Modernización de la atención sanitaria: construir aviones en el aire

Written by

Bridget Meuse

September 17, 2021

Bridget Meuse is a senior industry marketing analyst for Akamai. She focuses on three industries: Environmental Sustainability, Healthcare, and the Public Sector, where she identifies key trends, tells data-driven stories, and helps bring Akamai solutions to life for customers.

 

Cualquier persona que trabaje en el mundo empresarial entenderá la expresión "construir aviones en el aire". Y después de los sobresaltos de los últimos 18 meses, seguro que resulta familiar para la mayoría de nosotros.  

Desde la interrupción de la tradicional forma de trabajar hasta el salto de dos años en la transformación digital en solo dos meses,no cabe duda de que no hay una sola persona o industria a quien no haya afectado la pandemia. 

Nos hemos convertido en pilotos e ingenieros de la noche al día.   

Y si bien la pandemia ha obligado a todos los sectores a "adaptarse o morir", ninguno se ha visto tan afectado como el sector sanitario. Las entidades de este sector no solo han tenido que construir el avión en vuelo, sino que además, siguiendo la analogía, se han visto obligadas a cambiar los planes de vuelo, utilizar aeropuertos diferentes y formar a nuevos miembros de la tripulación. Las empresas del sector sanitario tuvieron que adaptarse rápidamente para prestar servicio de forma remota, ofrecer atención de forma virtual e investigar una posible vacuna, todo ello en solo unas semanas. 

Celebramos algunos importantes avances en la modernización de la sanidad

Dediquemos un momento a ensalzar este gran paso adelante en el sector de la sanidad. El sector supo transformar años de bloqueos normativos, deudas técnicas y escepticismo en una atención continuada para miles de millones de personas.  

Una transformación de tal envergadura normalmente habría llevado años, muchísimos años. 

Pero esta evolución no habría sido posible sin Internet. Las videoconsultas, los registros médicos electrónicos (EHR, por sus siglas en inglés), los dispositivos portátiles conectados, mejores prácticas de uso compartido de información e incluso la inteligencia artificial hicieron posible la continuidad de la atención sanitaria. Hace 20 años, ante circunstancias similares, el mundo se habría parado en seco.  

Y, aunque una solución rápida y precipitada no pueda ser perfecta (como muchos pacientes, investigadores y empleados dedicados a la salud afirmarían sin dilación), sirvió para mantener la atención a los pacientes, desarrollar vacunas y medicamentos, y cumplir con las pólizas de seguros. Y eso es algo de lo que deberíamos sentirnos orgullosos. 

El sector sanitario ha subido el listón y ya no hay vuelta atrás

Tanto el personal como los pacientes esperan experiencias online optimizadas y seguras que simplifiquen y mejoren sus quehaceres cotidianos. Estas experiencias deberían incluir:  

  • portales online o servicios de videoconsulta que conecten a médicos y pacientes a fin de prestar una atención conveniente desde cualquier lugar y en cualquier momento;

  • acceso remoto a información esencial que el personal y los proveedores necesitan para realizar su trabajo independientemente de dónde se encuentren;

  • conexión segura y protección frente a sitios de phishing o ransomware para garantizar la seguridad de los datos de los pacientes y la propiedad intelectual.

Qué podemos esperar: equilibrio entre la innovación y el riesgo en la sanidad

A medida que las entidades sanitarias evolucionan digitalmente, también lo hacen sus riesgos. Según un informe del Departamento de Salud y Servicios Humanos de EE. UU.,la atención médica ha soportado un aumento del 50 % en los ataques cibernéticos desde el inicio de la pandemia, lo que la convierte en la industria más cara con un coste de $7,13 millones por cada incidente evitado, según un estudio de IBM. En concreto, los proveedores de atención sanitaria resultan objetivos muy atractivos para los atacantes, ya que los EHR pueden alcanzar un precio de $1000 en la Dark Web,un alto valor si se compara con la información de tarjetas de crédito, que se vende a unos $110, y los números de la seguridad social, que tienen un valor de $1. En el mismo informe de IBM se pone de manifiesto que la amenaza más común es el ransomware, seguida del robo de datos y el acceso a servidores. 

Pero estos no son los únicos desafíos a los que se enfrentan los proveedores de atención sanitaria, los proveedores de seguros, las empresas farmacéuticas o los fabricantes de dispositivos médicos. Mientras los cibercriminales acechan en la oscuridad, existe una presión cada vez mayor para que los cambios digitales aplicados como una solución rápida sean permanentes y la sanidad se adapte por fin a la tecnología del siglo XXI. Por ejemplo, puede que hace tiempo se aceptase tener un portal con una capacidad de respuesta débil o una red hospitalaria con poca seguridad, pero hoy en día son factores que generan altos costes e ineficiencias operativas y representan muchos riesgos. 

Esto pone a las entidades sanitarias en una posición comprometida. Deben lograr que los recientes avances en cuanto a modernización y continuidad operativa sean permanentes, además de mejorar las prácticas de ciberseguridad para proteger los objetivos más débiles y valiosos (EHR, IP e información de los miembros). 

Akamai respalda a las organizaciones del sector sanitario y las ayuda a proporcionar experiencias digitales excepcionales 

Para proveedores de atención sanitaria. . .

La adopción de la nube proporciona la flexibilidad, accesibilidad y velocidad que necesitan actualmente los proveedores de atención sanitaria. Al trasladar su infraestructura al Edge de Akamai, los proveedores alivian la carga de los sistemas internos, aumentan la protección de los dispositivos médicos no seguros (por ejemplo, en el caso de BYOD) y proporcionan un nivel de seguridad adicional de otros proveedores externos (socios de facturación, sistemas de HVAC, proveedores de correo electrónico, etc.). Akamai solo permite que las personas adecuadas accedan a su red con el fin de proteger la valiosa información de los pacientes y mantener la continuidad de la atención sanitaria. 

Para los pagadores de seguros médicos. . .

Cuando los pagadores transfieren su infraestructura al Edge de Akamai y trasladan las experiencias a las API, mejoran la flexibilidad, la gestión de costes y la protección contra amenazas, además de optimizar y proteger las experiencias, no solo para los miembros, sino también para los empleados. 

Para compañías farmacéuticas y empresas de dispositivos médicos. . .

Las compañías farmacéuticas a menudo se enfrentan a desafíos similares a los de los proveedores de atención sanitaria y las compañías de seguros, ya que también ellas tienen datos confidenciales de los usuarios y propiedad intelectual cuya protección resulta fundamental. En un sector tan aislado, Akamai ha ayudado a proteger los sistemas y el personal de las compañías farmacéuticas manteniendo el principio de "verificar antes de confiar", que es sinónimo de la arquitectura SASE. 

El arma no tan secreta del sector sanitario

Cada día, miles de millones de personas se conectan online con el fin de buscar información, barajar opciones y ser más productivas. Akamai les ayuda a hacerlo posible. 

Los profesionales de la sanidad están construyendo su plan de atención del siglo XXI y Akamai tiene el honor de guiarlos en esta nueva era de la atención sanitaria online con métodos innovadores para mejorar la atención a los pacientes y ofrecer resultados positivos en cualquier momento y lugar. 

Obtenga más información sobre cómo Akamai puede ayudar a impulsar y proteger la modernización de la atención sanitaria para su organización. 



Written by

Bridget Meuse

September 17, 2021

Bridget Meuse is a senior industry marketing analyst for Akamai. She focuses on three industries: Environmental Sustainability, Healthcare, and the Public Sector, where she identifies key trends, tells data-driven stories, and helps bring Akamai solutions to life for customers.